Causas emocionales de los Abcesos y tratamiento Reiki

Causas emocionales de los Abcesos y tratamiento Reiki

 

 

Causas emocionales de los Abcesos y tratamiento Reiki

 

¿Qué es un Absceso?

Un absceso es una acumulación de pus en cualquier parte del cuerpo causando inflamación en el área circundante de la zona afectada.

Un absceso sucede cuando se infecta un área de tejido y el sistema inmunitario del cuerpo trata de combatirlo. Pueden estar causados por bacterias, parásitos y sustancias extrañas. Los abscesos visibles son fáciles de identificar por su color rojizo,  por la inflamación que causa elevación en la piel y por lo dolorosos y molestos que son.

Los que no son visibles pueden causar un daño grave a órganos.

Causas emocionales de los abscesos

Los abscesos tienen una relación directa con la represión de emociones como la ira, y de sentimientos como  el fracaso, la impotencia y la desesperación. Hay una pérdida de la alegría de vivir y el absceso s una manifestación de la herida emocional, la cólera retenida, la irritación, de sentirse incapaz frente a una situación, deseos de venganza  o sentimientos de fracaso incluso.

El pus está conectado con los fluidos corporales y también con las emociones. Por tanto, en situaciones donde se está irritado en exceso y se acumulan pensamientos malsanos de ira o incluso venganza que anidan en el interior del cuerpo y fermentan, terminan produciendo infección y pus.

Esta frustración contenida puede presentarse para finalizar con una situación, es decir reventar el absceso. Puede producir en mí una revolución mental (igual como un hinchazón) causando el vacío y el agotamiento.

El absceso corresponde a un pesar profundo, incluso a una desesperanza interior que causarán un sentimiento profundo de impotencia o de fracaso. Pueden seguir el vacío y el agotamiento. Se manifiesta en el origen de la pena, es decir que la emoción vivida está asociada a la función y a la parte del cuerpo en donde se manifiesta el absceso.

La parte del cuerpo donde se manifiesta el absceso indica el origen. Por ejemplo:

  1. Si el absceso se sitúa en tus piernas, está conectado con tus resistencias y tus conflictos, e indica que debes reorientar tu vida.
  2. Si el absceso se sitúa en tus ojos, se trata de una dificultad en ver quien eres, lo que eres, a donde vas y lo que adviene para ti.
  3. Si el absceso se sitúa en los pies, tienes dificultades, planteamientos o miedos conectados con el porvenir o con su concepción.
  4. Si el absceso se sitúa en las orejas, es algo que no quieres oír.
  5. Si el absceso se sitúa en las encías, también llamado flemón, está relacionado con las decisiones que has tomado o debes tomar.
  6. Si el absceso se sitúa en tus caderas, tienes dificultad para lanzarte en la vida.

Todo esto está conectado con tu destreza para aguantarte de pie, para expresar tu independencia y tu libertad.

En tus manos está aceptar, a nivel del corazón, dejar de lado tus miedos, tus inseguridades y tus temores.

El absceso profundo puede encontrarse en el interior de tu cuerpo y corresponde a una decepción con relación a sentimientos más profundos de tu ser y puede tener consecuencias graves. Su ubicación también es significativa. Por ejemplo:

  1. Si el absceso se sitúa en el cerebro, está conectado con tu individualidad y la idea que te haces de ti mismo.
  2. Si el absceso se sitúa en los pulmones (Empiema), está conectado con la vida misma.
  3. Si el absceso se sitúa en los riñones, con los miedos.
  4. Si el absceso se sitúa en el nivel del hígado, con la crítica.

Puedes encontrar el por qué esta cólera puntual llega a tu vida y así puedes poner más amor y comprensión a la situación que te llevó a vivir este enfado.

El absceso como un botón de camisa designa uno o varios abscesos superficiales que están conectados con otro absceso profundo o a tejidos más profundos. Es pues invisible a ojo desnudo. Tu cuerpo te indica que tu cólera está afectando tu vida exterior e interior. Es como si “dicha irritación te perforase el cuerpo” y te expresara la necesidad apremiante de curar estas heridas mediante el amor (el amor primero hacia ti.

El absceso caliente suele conllevar una reacción inflamatoria y puede formarse rápidamente. El hecho de que frecuentemente el absceso esté rodeado de una membrana indica perfectamente que esto procede de un pensamiento “no benéfico” que provoca ira.

El absceso frío no presenta reacción inflamatoria y su progresión es más bien lenta. Puede deberse a hongos o al bacilo de Koch. Este tipo de absceso indica que tu cólera se manifiesta bajo forma de decepción o de resignación frente a una situación.

En tus manos está aceptar nuevos pensamientos de amor y mantenerte abierto, en tu corazón (no en tu mente), a tu entorno, en vez de fijar tu atención en tus antiguas heridas, en tu pasado o en ciertas formas de venganza. Debes tomar conciencia de que este proceso de aceptación es clave para tu existencia.

Tratamiento Reiki de los Abscesos

Se coloca una gasa estéril sobre la zona afectada y se da Reiki de 15 a 30 minutos, dos veces por día.

Te invito a que participes en el grupo de Facebook de REIKI, suscríbete al blog y da Me Gusta a nuestra página :

Guardar

Guardar



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.


Uso de cookies y Política de Privacidad

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies y nuestra política de privacidad, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: Content is protected !!